Empezar desde el principio el diseño de un edificio  permite obtener  ventajas a la hora de adaptarse a las necesidades del Cliente, desde el inicio se  busca la mejor orientación, vistas, eficiencia en las instalaciones y comodidad de uso así como funcional.